Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image
Scroll to top

Arriba

Sin Comentarios

Acosaron a una mujer en la calle; los despidieron y convalidaron el despido

| El 27, Mar 2018

Una jueza chaqueña acaba de convalidar el despido de dos trabajadores de una ferretería chaqueña por haberle gritado a una mujer “Que hermosa que sos p…” desde el camión con el logo de la empresa. La jueza consideró probado el hecho con el posteo en Facebook de la víctima y que los trabajadores “no han entendido el cambio de concepción cultural que ha operado la sociedad”. Se reproduce la noticia de Diario 21 TV.

El despido por conducta irrespetuosa de los trabajadores

“Dos trabajadores de [reparto] de una empresa [que vende materiales de obra] de la Ciudad de Resistencia, Chaco, fueron despedidos luego de que una mujer publicara en Facebook fotografías de ellos y los acusara de decirle en la vía pública: “Que hermosa que sos p…”, “no sabes lo que te haría”, “que colita que tenes eh”, “te invito a dormir conmigo”. Ahora, una jueza convalidó el despido por culpa de los trabajadores.

Tras el hecho, la mujer publicó en Facebook haber sido víctima de esos dichos, lo que fue visto  por la empleador que decidió despedirlos por “incumplimiento del deber de probidad, moralidad y buena fe, que trasciende su ámbito personal, afectando el prestigio y la imagen pública de la firma”, informó Diario 21 TV.

La empresa consideró que esta actitud de sus empleados frente a una mujer que pasaba no debe ser tolerada y que no podía permanecer al margen en una situación delicada, que podría encuadrarse en un delito. Este despido llevó a que los dos trabajadores iniciaran una demanda laboral por considerar ese “despido injustificado”.

Así, el juzgado laboral Nº 4 de Resistencia dictó sentencia en la cual le dio la razón a la empresa y dio por probada tanto la comisión del hecho, como la justificación suficiente para convalidar la ruptura del vínculo laboral, por culpa de los trabajadores y por ende sin indemnización, reportó el medio citado.

 

Resultado de imagen para piropo obra

 

La prueba del “piropo” o acoso callejero

Los trabajadores despedidos alegaron que la publicación de fotografías en la red social Facebook es insuficiente como prueba, porque “pudieron haber sido tomadas de cualquier otro archivo y que para que las fotografías tengan valor deben haber sido obtenidas a través de orden judicial”, añadiendo además que el post en la red social “carece de toda veracidad”. Ante este cuestionamiento sobre una “insuficiencia probatoria”, la Jueza chaqueña determinó que:

“claramente (la mujer acosada), es la única testigo y son sus solos dichos frente a la negativa de los actores, pero es importante considerar que este tipo de cuestiones, comúnmente denominados piropos, suelen hacerse sin la presencia de público y casi en voz baja, por la propia conciencia del valor ofensivo, degradante o grosero que encierra, por lo que exigir mayores pruebas, sería exigir una prueba casi o prácticamente imposible, erizándole el camino de dificultades para que todo quede en la nada, o hasta revictimizarla”.

Asimismo, la magistrada valoró los testimonios de testigos aportados por los trabajadores despedidos, que los calificaron como “buenas personas”, sin embargo, en el fallo al que accedió Diario21.tv,  la jueza aclara que “pueden perfectamente ser seres humanos dignos hasta de condecoraciones, pero que no han entendido el cambio de concepción cultural que ha operado la sociedad, y por el que se viene bregando hace demasiado tiempo”.

En otro fragmento de la sentencia, la jueza laboral menciona que la “mancha” que afecta a la empresa al ser los “piropos” proferidos en tiempo y en razón del trabajo, con el camión y el logo identificatorio de la empresa, “debo otorgarle máxima gravedad porque pone el nombre de la empleadora en situación de desprestigio a raíz de un hecho que hoy adquiere gravedad superlativa”.

Y en su fallo añade citando a uno de los testigos que declaró y contó que “clientes comentaban la publicación de Facebook, al tiempo que mencionó que la empresa les exige una conducta de rectitud”, informó el medio Diario 21 TV. Agregó:

“Considero ajustado a derecho el despido de los trabajadores dispuesto por la demandada”, culmina diciendo en su fundamento, la Juez, poniendo finalmente en la balanza el derecho del trabajador vs. la dignidad de la mujer, inclinándola a defender el derecho de toda mujer y convalidando la condena social a un episodio de acoso cajellero, que derivó en críticas públicas a una empresa, la que a su vez, vio afectada por el actuar de dos de sus empleados”.  Fuente.

La fuente no dice si la sentencia ha sido o no apelada, derecho que pueden ejercer si, por ejemplo, los trabajadores consideran que no se ajusta a derecho, que la sanción de despido no ha sido proporcional u otras cuestiones de prueba.

La regulación del piropo

Hace días, una legisladora presentó un proyecto para modificar el Código de Faltas de la Provincia de Chaco y establecer la sanción con arresto de hasta 30 días o multa en efectivo de hasta cinco remuneraciones mensuales mínima, vital y móvil, para quién cometa acoso sexual callejero.

El proyecto se fundamenta en la necesidad de penar la conducta de “aquellos agentes que limiten la libertad de sujetos pasivos mediante conductas invasivas de connotación sexual ya sea a través de manifestaciones verbales, físicas y gestuales, que atenten contra la dignidad del sujeto pasivo en su esfera de libertad de auto determinación sexual”.

En la Ciudad de Buenos Aires el acoso callejero o “piropos” (según lo llaman algunos) ya están penados, son una contravención. La norma menciona toda conducta unidireccional, física o verbal, producida por una o más personas en contra de personas, basado en su condición de género, identidad y orientación sexual que no desean o rechazan estas conductas por considerar que afecta sus derechos a la dignidad y a la integridad“. En Francia también se buscan iniciativas similares.

La sanción por faltas laborales y el despido

Según la ley argentina, el empleador puede aplicar medidas disciplinarias a los trabajadores. Estas deben ser, como requisitos de validez (artículo 67 de la ley 20744):

  1. proporcionadas a las faltas
  2. debe ser un incumplimiento demostrado por el trabajador
  3. deben notificarse con un telegrama e indicarse las causales de la sanción
  4. no pueden implicar descuento de sueldo
  5. no pueden duplicarse
  6. deben ser contemporáneas a la falta
  7. dentro de los treinta días corridos de notificada la medida, el trabajador podrá cuestionar su procedencia y el tipo o extensión de la sanción, para que se la suprima, sustituya por otra o limite según los casos (vencido dicho término se considera consentida)

En caso de que el trabajador no observare las obligaciones resultantes del contrato de trabajo “que configuren injuria y que, por su gravedad, no consienta la prosecución de la relación”, la empresa puede despedirlos (art. 242, ley 20744). Desde ya que el despido con causa también está sujeto a control judicial. El despido también debe notificarse por telegrama (para ser legal) e indicarse las causales.

Para los jueces solo puede despedirse si hay una falta grave que impide continuar la relación para lo cual se valoran antecedentes y demás. En caso contrario la empresa debe mantener vigente el contrato de trabajo y en su caso aplicar una sanción, por ejemplo una suspensión.

 

 

 

 

Dejar un comentario